“Es un problema la inseguridad pero mayor problema es la impunidad”

En su paso por Villa Constitución para entregar nuevos móviles a la Unidad Regional VI el ministro de Seguridad, Lic. Maximiliano Pullaro, dialogó con Grupo Del SUR sobre diversos aspectos de su gestión. En principio se refirió al alto número de capturas registradas en lo que va del año y cuestionó los criterios judiciales que se utilizan para la imputación de los delitos, los que permiten que los detenidos obtengan en numerosos casos penas mínimas.

“Le pedimos a nuestra policía tener mucha proactividad”, aseguró  el ministro Maximiliano Pullaro.

“El primer día de nuestra gestión le pedimos a nuestra policía tener mucha proactividad”, explicó Pullaro en el inicio de la charla. “Cuando decimos proactividad decimos la policía en la calle, una policía de proximidad. Trabajamos mucho para cambiar algunas ecuaciones que había en la policía, entre ellas el personal que cumplía tareas administrativas y la cantidad de personal que cumplía tareas operativas. Para esto hicimos un censo policial que en su momento tal vez fue criticado pero después se vio que el impacto que el mismo tenía fue muy pero muy importante”, explicitó.

“Este censo–continuó el Ministro- nos dio una ecuación que empezamos a trabajar para modificar, pidiéndole y exigiéndole a cada uno de los jefes que saque el personal a la calle, que reduzca las tareas administrativas y que fortalezca las tareas operativas. Esto indudablemente el primer año tuvo un impacto muy importante en lo que son las recapturas en toda la Provincia de Santa Fe. En este año llevamos más de mil recapturados, pero también muchas personas detenidas. En lo que va del año, aunque parezca un número exorbitante, la Policía detuvo a 14 mil personas”.

 

Diseño del policiamiento

Para Pullaro esos números ponen de realce “el diseño del policiamiento” no solo “en el aspecto preventivo donde tenemos diferentes comandos operacionales -Acá estamos a punto de crear el próximo para la Unidad Regional en donde el jefe desde su propio despacho podrá ver  desde la tarea que está haciendo cada uno de los móviles en la calle y poder controlarlos con las medidas tecnológicas que nosotros podemos tener, ya que a través de diferentes monitores podrá ver el despliegue policial-, sino hasta las tareas investigativas que apuntamos a que puedan mejorar día a día”.

Para esa mejora en las investigaciones hoy se cuenta “con dos laboratorios que son de punta en la República Argentina, con cromatógrafo de gases, con microscopios de barrido y con toda la tecnología que tiene un laboratorio normal pero con grandes inversiones. En su momento fue una inversión de 20 millones con un dólar a 8 pesos; imagínense lo que salen esos laboratorios en este momento cuando el dólar se escapó un poco”.

“Queremos tener lo que dijo el gobernador: la mejor policía de la República Argentina, y para eso tenemos que trabajar en lo que es la educación, en lo que el equipamiento permanente, en lo que es la entrega de móviles para que tengan lo que necesitan y también mejorar la infraestructura de cada uno de los lugares policiales”, afirmó.

 

Cambios de criterios

Con respecto a la Justicia señaló la necesidad de cambiar criterios jurisprudenciales. “El delito en la República Argentina, y en la provincia de Santa Fe, cambió: Organizaciones criminales que antes no existían, acciones criminales que nunca se nos hubieran cruzado por la cabeza. Recordemos lo que sucedió con diferentes jueces y fiscales que estaban encargados de llevar adelante el juicio contra esta banda criminal que se denomina Los Monos. Indudablemente, si cambian las acciones criminales, también tienen que cambiar las acciones policiales como los hicimos, pero también las acciones judiciales posteriores”.

“Un dato de los últimos días es la cantidad de detenidos que tenemos por amenazas con armas o abuso de armas sobre domicilios. En cuatro meses tuvimos 64 detenidos. Pero estas personas son imputadas por un delito de abuso de armas o de amenaza con armas que tiene muy baja expectativa de pena que va de un año a tres años a lo sumo, de seis meses a un año según el tipo de amenaza. Es decir que es probable que antes de que se termine de llevar adelante el procedimiento esa persona quede en libertad”, analizó

“Aunque parezca mentira una persona que disparó sobre un domicilio puede quedar en libertad en el mismo momento aunque sea aprehendido en flagrante delito. Nosotros entendemos que una persona que dispara sobre una ventana, quiere matar, no quiere amenazar, ni abusar de un arma, quiere matar. Y la expectativa de pena es completamente diferente, va de cuatro a doce años”, resaltó.

 

Puerta giratoria

“Entonces –remarcó- es probable que de esas 14 mil personas que detuvo la Policía por diferentes delitos, alguno pueda haber tenido que salir en libertad pero muchos debieron haber purgado una condena. Nosotros queremos dar estas discusiones en la República Argentina y queremos darla también en la Provincia de Santa Fe porque de nada vale que la Policía trabaje, detenga y que esos detenidos salgan automáticamente en libertad, parece una puerta giratoria.

“El otro día decía un senador departamental: ‘Es un problema la inseguridad pero mayor problema es la impunidad’. Nosotros tenemos que pelear contra la impunidad y tenemos que tener una Justicia cada día más eficiente y es a lo que nosotros apuntamos”, aseguró.

 

Junta Provincial de Seguridad

Pullaro recordó que el gobernador Miguel Lifschitz “una de las primeras medidas que tomó fue la conformación de la Junta Provincial de Seguridad donde participan todos los bloques legislativos, todos los partidos políticos que tienen representación legislativa pero además invitó a los cinco fiscales regionales, invitó al Fiscal General e invitó a la Corte Suprema de Justicia que se negó a participar, llamativamente. Si ahora participa el Colegio de Magistrados a través de la figura de Gustavo Salvador”.

En este organismo “el Poder Ejecutivo expone los problemas que tiene, la Justicia expone los problemas que tiene. Y también los legisladores exponen la problemática que tienen, los reclamos, y juntos intentamos encontrarles la solución. La seguridad debe ser una política de estado porque tal vez puede funcionar bien la policía o mal la policía y bien la justicia en otra instancia. Pero si una de las patas no funciona o no funciona correctamente la verdad que es imposible garantizarle a los ciudadanos lo que queremos que es que tengan una mejor seguridad.

 

Bienes confiscados

Finalmente destacó la ley de extinción de dominio de los bienes incautados a los delincuentes. “Somos la única provincia que una vez que detienen a los delincuentes va por los bienes que no pueden justificar y los toma el estado y los utiliza para cosas de bien. En este momento tenemos muchos autos de alta gama secuestrados y muchos bienes inmuebles que ha secuestrado la policía y que ha tomado el estado de la Provincia de Santa Fe y los ha puesto a disposición de instituciones de bien público”, manifestó.

Comentarios:

Lo más leído

1 Narco recibió a los tiros a Gendarmería y fue detenido 2 Este domingo se realizará el Pre-Diamante 2019 en Pavón 3 La Capilla del Barrio Sur de Empalme festeja sus 50 años 4 Giacomino impulsa importantes reformas en el Código Procesal Penal de Menores 5 La Provincia se sumó a la iniciativa local del “Día Elegido”