Logo diario sur villa constitución

Golpearon a una cajera en el robo a un supermercado

La cajera de un supermercado fue agredida por un delincuente que, tras golpearla en el rostro, huyo llevándose la caja registradora. El violento asalto tuvo lugar minutos antes de las 21 del martes en local de la firma Arizaga situado en la esquina de Presbítero Daniel Segundo y 9 de Julio, en barrio Hoppe. “A las nueve menos cinco, un ratito antes de cerrar, estaba una cliente comprando y entró una persona con una remera hasta la nariz y una gorra que le tapaba todo el rostro, como entró  medio de atropellada la chica no sabía lo que pasaba, le dijo que le diera todo y le pegó una cachetada cerca del ojo”, contó a Grupo Del Sur, Guillermo Arizaga.
Luego de golpear a la cajera, una joven de 22 años que trabaja en ese puesto desde hace dos meses, el malviviente “agarró la caja registradora, con la recaudación, arrancó cable y todo y se fue corriendo por Daniel Segundo para el lado del camino de tierra (hacia el norte). Por suerte a la cliente no le pasó nada”, explicó el dueño del comercio. El asaltante manifestó estar armado pero nunca exhibió arma alguna y aparentemente actuó en forma solitaria además de huir a pie. “Se lo vio solo, se fue corriendo e incluso no vimos que se haya subido a ningún móvil que tuviera luz porque estaba todo oscuro y no vimos nada en la calle”, agregó.
La víctima del golpe “sufrió un ataque de nervios y esperamos que no sea más grave de lo que fue”. Al respecto desde la Unidad Regional VI informaron que la joven  “más allá del estado de nervios por la situación, se encuentra bien y con lesiones de carácter leve por el golpe de puño”.
La situación de inseguridad que atraviesan los vecinos de la zona “es indignante y tenemos que conformarnos que no le pase nada más grave a nuestros empleados. No es la primera vez, ya fueron cómo tres o cuatro veces en este local, varias también en el otro; entraron en mi depósito, son bastante continuos estos atracos”, se quejó Arizaga.
 
Continúas pérdidas
El delincuente se llevó aproximadamente 200 pesos por lo que la mayor pérdida para el supermercado es la caja registradora “ahora hay que hacer la baja, el alta (de la nueva), todo el engorro de papeles que lleva tiempo y dinero. Entre todos los gastos que uno tiene y estos casos que son cada vez más frecuentes no se ven ganancias, no se puede avanzar. Vivimos para pagar gastos y a los delincuentes”, lamentó. Como agravante de esta situación tanto la noche del robo como las previas el tramo de Presbítero Daniel Segundo, entre 9 de Julio y Libertad, estaba a oscuras. “Hoy a la mañana (por el miércoles) vi que estaban arreglando las luces del bulevar porque no había luz”, remarcó el comerciante. 

Compartir en redes:

Facebook
Twitter
LinkedIn
Pinterest

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Últimas noticias
Categorias

Subscribite a nuestro newsletter

Recibi un resumen de las noticias mas importantes y la edición digital.