A Zupanovich lo habría asesinado una conocida banda de delincuentes

A Zupanovich lo habría asesinado  una conocida banda de delincuentes

Tras la declaración de uno de los detenidos la semana pasada como consecuencia de la investigación del crimen de Empalme, aparecieron nombres de viejos conocidos en el ámbito policial. Los hermanos Garfagnoli y los Marcatelli son nicoleños que tienen un historial en común de crímenes que datan de más de una década.

 

La investigación del homicidio de Eduardo Zupanovich continúa y a medida que se avanza se corrobora la hipótesis inicial de la Policía De Investigaciones (PDI) sobre que el atraco fue perpetrado por la misma banda que cometió los asaltos a la familia Caturegli y Rubiccini. Tal como informó Diario EL SUR en su edición del último viernes, el miércoles pasado fueron detenidos tres individuos sospechados de aportar a la logística de esta agrupación delictiva, Roberto y Rubén Mansilla, primos entre si y Juan Manuel Jaime, cuñado de Miguel Marcatelli, el hombre que el sábado del crimen ingresó al Hospital San Felipe de San Nicolás con un tiro en uno de sus glúteos.

Jaime vivía en el mismo inmueble que Marcatelli, en la parte trasera del terreno. Según su relató en la audiencia imputativa la noche del sábado 11 de julio recibió un llamado de Marcateli diciéndole que su auto había sufrido un desperfecto y que “lo vaya a buscar al puente de Villa (por autopista)”. Cuando arribó al lugar su cuñado “venía colgado” de otras dos personas, que identificó como los hermanos Garfagnoli. Expresó que les preguntó “qué había pasado” pero se negaron a contestarle, Pese a ello insistió hasta que le dijeron que fueron a asaltar a un  hombre, que estaba en el patio de su casa y que “le había dado un tiro” a Marcatelli. Este último se atendió en el San Felipe y luego desapareció.

En base a la información suministrada por Diario EL SUR, el domingo el matutino de Rosario, EL Ciudadano presentó un informe sobre los nombres surgidos en esta causa bajo el título “Dos célebres clanes y un crimen”. Allí recuerda que los hermanos Mauro “Negro” y Fernando “Cacha” Garfagnoli, “son conocidos en la crónicas policiales desde hace casi una década por integrar bandas dedicadas a más de una decena de golpes en el sur de Santa Fe y el norte de Buenos Aires”. Esta banda fue desarticulad en el año 2006 por la policía rosarina, ya en aquellos tiempos los Garfagnoli y los Marcatelli actuaban juntos.

 

Expertos asaltantes

El Ciudadano detalla que el “grupo de expertos asaltantes” estaba compuesto “no sólo por los hermanos sino también por otras dos familias cuyos apellidos volvieron a resonar en la causa” del homicidio de Zupanovich. “Según la acusación (de 2006), los hermanos Garfagnoli cometían golpes con Mario Marcatelli, pariente de Miguel y sobrino de José Omar “Gringo” Marcatelli. El Gringo era un reconocido hampón nicoleño que contó varios pedidos de captura, se fugó de penales, participó en persecuciones, robos calificados y un homicidio. Tenía 43 años cuando dos hombres en moto pasaron por la puerta de su casa la madrugada del 10 de abril de 2011 y lo ejecutaron de cuatro balazos”.

 

Una década de crímenes

“El sindicado líder de la gavilla era Mauro -continúa El Ciudadano-, y les atribuyeron asaltos a una tienda de Empalme, a dos cerealeras de Pavón y General Conesa y un restaurante de Theobald. Por ese tiempo, los investigadores indicaron que otros integrantes de la banda eran el nicoleño Arnaldo Mansilla, José Andino –un veterano ex miembro de la Policía Bonaerense y también apodado Indio–, junto con Miguel Figueroa, alias Pocho”. Cabe agregar a esta información que la semana pasada fue apresado en San Nicolás otro Marcatelli, de nombre Héctor Daniel, de 42 años de edad, quien junto a tres cómplices había asaltado una farmacia de La Emilia. Según fuentes policiales es familiar del prófugo buscado por el homicidio de Zupanovich.

Ariel Gómez

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *