Proponen que la comunidad se apropie de terrenos para evitar usurpaciones

Proponen que la comunidad se apropie de terrenos para evitar usurpaciones

La creación de la guardia urbana, una “cicatriz” en los terrenos para evitar que se expandan los asentamientos, la apropiación de parte de la ciudad de tierras estatales o fiscales en peligro de usurpación y una nueva reunión para el viernes 22 de agosto, fueron las decisiones más destacadas de la asamblea convocada por el senador Germán Giacomino el pasado viernes. El encuentro se desarrolló en el Palacio Municipal y contó con la presencia de todas las entidades e instituciones convocadas por el legislador para abordar la problemática de los asentamientos irregulares.
Frente a los invitados se ubicaron el propio Giacomino, el intendente Horacio Vaquié; la secretaría de Gobierno, Gabriela Chiariotti; el prefecto Paulo Baldini; el comisario mayor Gerardo Baine (subjefe de la UR VI) y el comisario inspector Sergio Morales. Posteriormente fue invitado a sumarse a la mesa el concejal Miguel Pieretti, ya que ocupaba la presidencia provisional del Concejo. En todo momento el legislador provincial llevó adelante los ejes del debate, demostrando que asumió con compromiso el abordaje de este tema, relegando a un segundo plano el accionar del Ejecutivo municipal, el cual fue cuestionado en varios pasajes por algunos de los presentes.
Cabe recordar que, tal cual lo informara Diario EL SUR en su edición del último viernes (Nº 1161),  fueron invitadas instituciones ubicadas en la zona suroeste de la ciudad y que, por su actividad, pudieran informar su propia experiencia con los asentamientos (escuelas, centros de salud, vecinales, Cáritas, iglesias, tanto católicas como evangélicas). Uno de los relatos más contundentes lo realizó sobre el final una de las encargadas del Centro de Salud Eva Perón, situado en los límites entre los barrios Evita, Puesta del Sol y San Miguel y que incluye a otros vecindarios y zonas de asentamientos.
 
“Paren esto”
En su exposición la profesional de la salud advirtió que en los últimos dos meses se evidenció un llamativo aumento en la cantidad de niños que atienden, llevando la cifra a casi 2600. Indicó que se sumaron familias llegadas de Paraguay, Entre Ríos y de otras localidades de Santa Fe. Señaló que las partidas de medicamento, leche y pañales que le envía el Ministerio de Salud no alcanza ante la creciente demanda y deben recurrir a la ayuda de la Secretaria de Desarrollo Social de la Municipalidad. “Por favor paren esto”, imploró dado que de seguir no podrán prestar la debida atención a tanta demanda y a chicos que presentan serios problemas de salud.
 
Crecimiento constante
“No hay respuesta al crecimiento de los asentamientos, yo creo que está dado por una cuestión de invitación de unos a otros, porque generalmente terminan siendo familiares del que vino anteriormente”, señaló Giacomino tras la reunión. Según un relevamiento realizado por el propio legislador, en la actualidad los nuevos asentamientos están conformados por aproximadamente un 75 por ciento de personas de la propia ciudad o desprendimientos familiares y un 25 por ciento de inmigrantes. “En lo que fue estos últimos 3 o 4 meses hubo un crecimiento importante, es lento, pero es continuo. Tenemos que tratar de detener esa continuidad y poder limitar los espacios, para entregárselo a instituciones o para que el estado realice otros tipos de actividades”.

Redacción El Sur

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *