Preocupa el futuro de bares, restoranes y servicios de catering

Representantes del sector presentaron un protocolo para poder abrir como cafetería de 8 a 16 para poder mover de a poco la actividad.

Como muchos otros rubros, el gastronómico está prácticamente parado desde el inicio del aislamiento social, preventivo y obligatorio que dispuso del Gobierno nacional para prevenir el contagio del Covid-19.  Ante esta situación, titulares de bares, restoranes y servicios de catering de la ciudad alertaron sobre la delicada situación que afrontan.

Diario El Sur consulto a Héctor Benavidez, titular de un servicio de catering de nuestra ciudad y miembros de la Asociación Empresaria Hotelero Gastronómica y Afines Rosario (AEHGAR) quien consideró que estos días de fin de mayo serán bisagra para muchos titulares de comercios de este rubro ya que se están agotando las posibilidades de continuar con el negocio sin funcionar. Si bien algunos mantienen un servicio de comidas delivery, no es suficiente para sostenerse.

El sector aguarda que en estos días se pueda conocer al menos un plazo estimativo de apertura parcial y restringida y en función de esos plazos cada negocio podrá medianamente evaluar si puede sostenerse o no.

En el caso de los servicios de los servicios de catering en particular, saben que el periodo va a ser más largo que el de los en bares y restoranes, ya que éstos podrían abrir antes con todas las medidas que indique el protocolo para esos casos

“El sector está muy preocupado porque no tiene ingresos de la comercialización diario y porque hay incertidumbre de cuándo va a ser la apertura”, enfatizó Benavidez.

Días atrás titulares de bares y restoranes locales entregaron un protocolo al Municipio para solicitar en principio permitir la apertura de las cafeterías y restos de 8 a 16 para la venta de café y algún menú ejecutivo; pero claro que esa no es decisión del Municipio, sino que depende de los decretos provinciales que se vayan firmando en función de la flexibilización de cada actividad.

“Tuvimos un acercamiento, nos pidieron el protocolo, estamos esperando que la Provincia levante el dedo, para que la apertura comience en los primeros días de junio, porque este pedido no es sólo de Villa, sino también de muchas localidades santafesinas”, agregó.

 

Evitar el cierre y los despidos

El sector advierte sobre el riesgo de cierre de locales por no poder afrontar gastos de alquiles, pago servicios, empleados, etc., lo que podría generar un cierre masivo en el rubro.

“Hoy la mitad de la gastronomía tiende a desaparecer porque nadie podrá sostener los costos fijos, hasta el mismo sindicato de Gastronómicos está tendiendo redes para evitar que haya despidos”, opinó el vocero local teniendo en cuenta que se retomar la actividad, los locales deberán hacer con la mitad de su capacidad operativo o tal vez menos, ya que se tendrá que mantener una distancia entre cada mesa que antes no se contemplaba.

 

“Cualquiera vende comida”

Otro punto que advirtió Benavidez fue que como consecuencia de la crisis desató la pandemia rápidamente se proliferó la venta de comida por delivery de particulares que no cuentan con las habilitaciones exigidas a los negocios del rubro gastronomía.

“Hoy existe una polución de venta de comida en garajes, en cualquier vereda hay un pizarrón ofreciendo pollo, pastas y eso además de cumplir con las normas de salubridad es imposible competir ya que no tienen ningún costo ni exigencias como las que tenemos que cumplir quienes estamos habilitados para la venta de comida”.

En ese sentido sostuvo que es el Municipio quien tiene que tomar medidas porque no se están cumpliendo con las normas de salud pública.

Comentarios:

Lo más leído

1 Positivo de Covid-19 rosarino es proveedor y estuvo en Fighiera 2 Godoy: denuncian que una mujer fue abusada y asesinada 3 Un proveedor visitó comercios sin saber que tenía Covid-19 4 UOM: Acindar busca “exenciones impositivas y flexibilización” 5 Múltiples allanamientos por abuso de armas y amenazas