Riberas festejó el clásico en el arranque del torneo

La Academia superó a Porvenir Talleres por 2 a 1 con goles de Darwin Barreto y Maximiliano Reynoso, mientras que para el Monstruo había igualado transitoriamente Jesús Rojo. Además, San Lorenzo volvió a la liga con una gran victoria.

Riberas, con varias caras nuevas, arrancó el torneo con una victoria ante su eterno rival.

La Liga Regional del Sud volvió al ruedo y Riberas tuvo un arranque soñado. La Academia, con un equipo totalmente renovado y luego de una gran pretemporada, jugó un muy buen encuentro en su estadio frente a su eterno rival, al que superó por 2 a 1 con goles de Darwin Barreto y Maximiliano Reynoso. De esta manera, comenzó de la mejor manera un torneo donde promete dar pelea.

La tarde se presentaba ideal para ver fútbol y la expectativa era grande: el sorteo había puesto a Riberas y a Porvenir Talleres, frente a frente, en la primera fecha del campeonato. Un hecho tan inusual como motivador, que le daba al ya esperado inicio del torneo un condimento extra para hacerlo aún más atractivo.

La cancha ribereña lucía repleta aguardando con cánticos la salida de los equipos. En su formación titular, el conjunto de Damián Scheggia presentaba muchas novedades: Papaleo y Eros Ibarra se sumaban a Asplanatto y Pereyra en la defensa, Ramos y Cruz formaban el mediocampo central con Gauto por el sector derecho y Reynoso por la izquierda. Mientras que, adelante, Darwin Barreto llegaba para acompañar a Lovotti en la ofensiva y definir el clásico 4-4-2.

Por el lado del Monstruo, la base del conjunto tricampeón se mantuvo y la formación sufrío pocos cambios para este año. La vuelta de Riganti reemplazando a Tomasini en el arco fue uno de ellos. La defensa se formó con Marquez, Gutiérrez, Distéfano y Figueroa. El tridente Heredia, Guerra, Mancini conformó el mediocampo, el refuerzo Hernández jugó de enganche, mientras que Ramírez y Rojo se pararon en la delantera.

Pasadas las 18.20, tras un respetuoso minuto de silencio en memoria de Lisandro “Tuti” Acosta, Alexis Patterer hizo sonar su silbato y marcó el arranque del encuentro. Con gran intensidad, Riberas y Talleres le dieron arranque al nuevo torneo.

Ramírez encara a Asplanatto. En la primera mitad, el Monstruo buscó mucho por ese sector.

De movida, los dos equipos mostraron su sello. El Monstruo trataba de convertirse en protagonista manteniendo el control de la pelota y, con su habitual movilidad y pases en corto, encontrar espacios que le permitan generar situaciones. Pero se encontró con un Riberas muy ordenado y aguerrido, que presionaba alto y le presentaba batalla en cada zona del campo.

El conjunto de Fernando Stagnari iba con mucha gente y, si Riberas recuperaba rápido, encontraba superioridad numérica para atacar. En los primeros minutos, ambos tuvieron aproximaciones, pero en la primera jugada de riesgo la Academia no perdonó. Promediaban 24 cuando una gran combinación ribereña por el sector izquierdo derivó en un toque al medio para Barreto, que controló y definió cruzado. Si bien el remate no fue del todo limpio, la buena dirección fue suficiente para superar a Riganti y marcar el 1 a 0.

Riberas dio el gran golpe de entrada y tanto por la intensidad como el orden que mantenía en su juego evidenciaba que no sería nada sencillo para el conjunto tricampeón llegar al empate. En ese afán, Talleres eligió el sector izquierdo para atacar, donde Heredia se acercaba para jugar con Hernández y Figueroa subía constantemente. A pesar de que llegó muchas veces al fondo, ningún centro fue un problema para la sólida defensa local.

Una jugada desafortunada cerca del banderín del córner termina con un profundo corte en el rostro de Janu Ramírez luego de una disputa con Papaleo. El atacante no pudo seguir en el campo y en su lugar Stagnari decidió en ingreso de Alexis Fernández, con el objetivo de recuperar más en un mediocampo donde la dupla centra de Riberas se estaba haciendo fuerte.

No fue el único cambio de la primera mitad. Asplanatto estaba amonestado y, como la mayoría de los ataques de Talleres apuntaban a su sector, Scheggia intentó minimizar riesgos reemplazándolo sobre el cierre del primer tiempo permitiendo el ingreso de Nievas que, paradójicamente, minutos más tarde también vio la amarilla.

La primera mitad se fue con Riberas arriba en el marcador. Justificado por un gran trabajo de todos sus jugadores: la solidez de la defensa, el sacrificio de su mediocampo y el esfuerzo y oficio de sus delanteros. La Academia se mostró como un verdadero equipo y sorprendió al actual campeón, que intentaba desplegar su idea de juego pero le costaba encontrar los espacios.

Mucho oficio en Barreto para aguantar la pelota. El refuerzo cumplió con un gol y una buena actuación.

Un complemento con más emociones

El planteo de la segunda mitad quedó evidenciado apenas empezó a correr el cronómetro. Porvenir Talleres, con la intención de instalarse en campo rival. Riberas, un poco más replegado, pero con la chance de salir rápido y jugar mano a mano con la defensa del Monstruo.

Y, en ese intercambio de golpes, parecía que Riberas saldría ganador. Porque al Monstruo le costaba encontrar los espacios y Riberas era peligroso en cada contragolpe. En 5 minutos, Lovotti le ganó con velocidad y potencia a toda la defensa tallarina, quedó mano a mano y definió al primer palo con un potente remate que se fue cerca.

A Porvenir Talleres le costaba muchísimo generar situaciones porque no podía progresar en el campo, ya que Riberas presionaba alto y le cortaba el circuito de juego de inmediato, muchas veces con falta. Sin embargo, la pelota parada tampoco le generaba problemas a una defensa que se mostraba muy sólida.

Sin conseguir el volumen de juego que acostumbra, el Monstruo se las ideo para empezar a poner en riesgo el resultado del partido. Primero, con un tiro libre de Figueroa que Castillo se lució para sacar al tiro de esquina. Y, al minuto, con un cabezazo de Distéfano que, nuevamente, el arquero sacó hacia la derecha con una volada magnífica. Con solo dos intervenciones, el guardameta se volvía fundamental en el triunfo ribereño.

Scheggia apostó a la experiencia. Sacó a Lovotti de muy buen partido, reforzó el mediocampo y mandó a Gauto de delantero, su posición habitual. Y en el momento en el que Riberas parecía empezar a bajarle la intensidad a los ataques del Monstruo, llegó la igualdad: superioridad numérica por el sector izquierdo, centro al área y aparición goleadora de Rojo, que no tuvo más que convertir con todo el arco a su merced.

24 minutos y parecía que arrancaba un nuevo partido. Pero no fue así. Riberas reaccionó inmediatamente, tanto es así que seguían los festejos cuando, al minuto, “Zaza” Reynoso se llevó la pelota y se metió en el área con un control magnífico, superó a su marca y sacó un derechazo fortísimo que se metió contra el palo. Nada que hacer para Riganti. Talleres había luchado mucho para empatar y, en un instante, recibía otro golpe durísimo.

Hernández fue, junto a Riganti, una de las caras nuevas que tuvo la formación titular.

Los técnicos siguieron moviendo el banco de suplentes. David Martínez ingresó en Talleres y luego Julián Ruelli, mientras que Scheggia agotó los cambio sacando a Nievas, que había entrado y había sido amonestado, para poner a Castromán. El reloj empezó a correr con más fuerza y Riberas, un poco más replegado pero sin tener tanta velocidad en las contras, aguantaba bien el marcador.

Riberas supo contrarrestar todas las ideas de Talleres, que no se encontraba con la profundidad habitual. Sin embargo, lo pudo empatar de pelota parada, pero otra vez Castillo se lució sacando un gran cabezazo. En el rebote, la pelota le quedó a Ruelli, que no la agarró bien y la pelota se fue muy por encima del travesaño.

Tiempo cumplido. Y Riberas lo terminó jugando lejos de su arco, ganando con autoridad en el arranque del torneo. Tuvo criterio, solidez defensiva, esfuerzo físico y una cuota de efectividad. Riberas promete dar pelea y dio el gran golpe en el comienzo, ante un Talleres que intentó desarrollar su juego pero nunca le pudo agarrar el hilo al encuentro. En el comienzo del Apertura, Riberas arrancó bien arriba.

 

Gran regreso de San Lorenzo

El Gigante del Sur volvió con la primera división y lo hizo de una gran manera. El Santo viajó a Pueblo Esther para medirse ante Juventud Unida en una cancha difícil y lo hizo con una gran actuación que le permitió tener un comienzo ideal.

El conjunto azulgrana se impuso por 3 a 0 con dos tantos de Eduardo Figueroa y un gol de Diego Díaz. De esta manera, redondeó un comienzo ideal en el campeonato y se ubicó en la parte superior de la tabla. La expectativa es muy grande de cara al próximo fin de semana, donde volverá a ser local con un gran desafío frente a Sportivo Figherense.

 

Empalme Central comenzó con un triunfo fenomenal

El Canalla fue el encargado de disputar el encuentro del sábado, donde obtuvo una excelente victoria frente a Unión de Arroyo Seco en condición de visitante. Con varios refuerzos en el primer equipo, el equipo aurinegro se impuso por 3 a 2 por los tantos de Edgardo Pereyra por duplicado y otro de Ángel Ayunta. Por el lado del Panza, Santiago Fiore y Darío Quevedo hicieron los goles del encuentro.

 

Gran arranque para los equipos de Fighiera

Tanto Figherense como Central Argentino tuvieron un debut fenomenal en el arranque del certamen. El León se ubicó bien arriba en la tabla de posiciones al derrotar a Deportivo Alvear por 4 a 0 con goles de Jorge Puntunet, Johan Ghirardello, Nicolás Alemanno y Esteban Saucedo.

En tanto, Central Argentino derrotó a Atlético Talleres con un doblete del volante central Nicolás Fillol para obtener un gran resultado en una cancha muy difícil. Además, en el último encuentro del domingo, Libertad dio el gran golpe al golear a Mariano Moreno en Bogado.


La fecha se completaba al cierre de esta edición

El último encuentro de la primera fecha se celebraba al cierre de esta edición con un verdadero partidazo entre Atlético Empalme y ASAC que se enfrentaban tanto con primera división como con sub-20.

 

1ª Fecha- Resultados

Unión                   2             E. entral              3
Goles: Santiago Fiore, Darío Quevedo (UNI) Edgardo Pereyra -2-, Ángel Ayunta (EC)
Terna arbitral: Gerardo Sciretta, Ariel Castaño y Enzo Arriola.

Riberas                                2             P. Talleres          1
Goles: Darwin Barreto, Maximiliano Reinoso (RIB) Jesús Rojo (PT)
Terna arbitral: Alexis Patterer, Sebastián Ibañez y

Figherense        4             D. Alvear             0
Goles: Jorge Puntunet, Johan Ghirardello, Nicolás Alemanno y Esteban Saucedo (FIG)
Terna arbitral: Marcelo Maciel, Sebastián Purello y Ciro Anducci.

Unida 0 San Lorenzo       3
Goles: Eduardo Figueroa -2-, Diego Díaz (SL)
Terna arbitral: Martín Cadoni, Alejandro Cavicha y Gonzalo Di Santo.

Moreno 0 Libertad              3
Goles: Carlos Ramírez, Walter Cáceres y Sebastián Díaz.
Terna arbitral: Martín Cardoso, Brian Roldán y Sebastián Romero.

Talleres AS         0             C. Argentino      2
Goles: Nicolás Fillol -2- (CA)
Terna arbitral: Daniel González, Martín Ayala y Bruno Loero.

Al cierre de esta edición            

Empalme     vs        ASAC

 

Tabla de posiciones- 1ª División

Equipo Pts PJ PG PE PP GF GC Dif
Figherense 3 1 1 0 0 4 0 +4
San Lorenzo 3 1 1 0 0 3 0 +3
Libertad 3 1 1 0 0 3 0 +3
C.Argentino 3 1 1 0 0 2 0 +2
E.Central 3 1 1 0 0 3 2 +1
Riberas 3 1 1 0 0 2 1 +1
ASAC* 0 0 0 0 0 0 0 0
A.Empalme* 0 0 0 0 0 0 0 0
P.Talleres 0 1 0 0 1 1 2 -1
Unión 0 1 0 0 1 2 3 -1
Talleres AS 0 1 0 0 1 0 2 -2
M.Moreno 0 1 0 0 1 0 3 -3
J.Unida 0 1 0 0 1 0 3 -3
D.Alvear 0 1 0 0 1 0 4 -4

 

Próxima jornada- 2ª Fecha

Unión vs A.Empalme
E.Central vs A.Talleres
C.Argentino vs M.Moreno
Libertad vs Riberas
P.Talleres vs J.Unida
San Lorenzo vs Figherense
D.Alvear vs ASAC

 

 

 

 

 

 

 

Comentarios:

Lo más leído

1 Un motociclista falleció al chocar de frente con un auto 2 Hallaron el cuerpo del joven desaparecido en una laguna 3 De siete detenidos por robos seis recuperaron la libertad 4 En tres días un menor cometió media docena de delitos 5 Saquearon el Loteo Don Carlos