Violento asalto en barrio Stradella a plena luz del día

Con amenazas de muerte, un delincuente obligó a una mujer y su hijo a revelar dónde guardaban dinero, joyas y las armas de fuego que son propiedad del dueño de casa. Sospechan una “batida”.

La entradera fue perpetrada minutos antes de las 11 de ayer en Misiones al 900.

Unas 10 armas de fuego de distinto tipo, un monto no especificado de dinero en efectivo y alhajas fueron robadas ayer por la mañana en un asalto tipo entradera efectuado por un delincuente armado que amenazó de muerte a un niño de 12 años y a su madre de 55 para lograr su cometido. Las víctimas fueron inmovilizadas con precintos y si bien dentro de la casa el asaltante actúo solo se sospecha que contaba con algún cómplice. Asimismo, fuentes policiales estimaron que se trataría de “una batida” ya que el maleante contaba con datos muy precisos sobre el botín y los movimientos de la casa.

El robo fue perpetrado alrededor de las 10.50 en una casa situada en Misiones al 900 de barrio Stradella, a media cuadra de la plaza de este populo vecindario.  Minutos después del hecho Diario EL SUR dialogó con Belén, una de las hijas de la víctima de este robo, quien señaló que su madre se encontraba muy conmocionada y que sufrió un pico de hipertensión por lo que fue necesario llamar una ambulancia para que recibiera asistencia médica. De la misma manera su pequeño hermano también se hallaba muy perturbado por que fue a él a quien atacó en primer término el asaltante.

“A eso de la 11 menos 10 salió mi hermano a hacer un mandado cuando lo agarra este señor, lo mete adentro; le apuntó con el arma afuera y lo hizo entrar. Lo ató a él y a mi mamá en la cama, boca abajo. Y le fue preguntando, les hacía cosas, los amenazaba. Le dijo a mi mamá que si no le daba la plata le mataba al nene. Por suerte respondieron a todo lo que el delincuente les preguntaba y les decía. Fue una situación muy violenta, horrible y que lamentablemente se vive todo el tiempo en Villa”, expresó la joven  visiblemente afectada por lo sucedido.

 

Violencia

“Es lamentable porque es una situación que se vive, es fea, mi hermano es menor y ahora cómo hace para seguir viviendo tranquilo”, se preguntó Belén. “Y mi mamá también, está muy nerviosa, tuvo que venir la ambulancia”, agregó. En cuanto a las características del robo, Belén coincidió con las fuentes policiales consultadas por Diario EL SUR y estimó que se trató de un robo perpetrado por personas que tenían por objetivo asaltar a su familia a sabiendas que son cazadores y tenían armas de fuego. “Se llevaron bastante, todo lo de valor de la casa”, afirmó.

“Se llevaron dinero, se llevaron joyas, y como a mi papá le gusta cazar tenía armas, escopetas, y eso se lo llevaron todo”, puntualizó. Cabe destacar que en la casa había armas de fuego largas y de puño, al igual que cuchillos, propiedad tanto del padre de Belén como de otro de sus hermanos, por lo que ayer se estimaba que el malviviente se hizo con una decena de ellas. Durante el robo el ladrón les pidió a sus víctimas un bolso grande para cargar el botín pero ante la carencia de este elemento optó por envolver todo en una sábana.

 

Dentro de la casa

“A la casa ingresó una sola persona, pero suponemos que alguien tiene que haber estado esperando porque eran muchas cosas, eran muchas armas y no se puede salir con todo eso solo y caminando por la calle”, remarcó Belén. En cuanto a los vecinos, dado que el asalto fue en plena mañana y en una calle muy transitada, manifestó que “nadie vio nada porque fue rápido. Mi hermano salía a hacer un mandado, le apuntaron a él, lo metieron adentro y listo. Después pasó todo adentro de mi casa”.

“Los ataron con precintos a la cama y a mi mamá le puso una venda en la boca; la ató de los pies también. Y después que se fue, el chiquitito trató de desatarse, como pudo. Pasaron alrededor de 15 minutos que estuvieron atados, después que se fue y hasta que pudieron desatarse y llamar a mi papá que estaba trabajando”, reseñó Belén quien puntualizó que el delincuente estuvo dentro de la casa aproximadamente media hora.

 

Investigación

El delincuente actuó a cara descubierta y su edad fue estimada por las víctimas en unos 30 años. Se desconoce si contaba con apoyo de otras personas y en qué tipo de vehículo se movilizaba ya que no hay testigos de lo sucedido. Al lugar del hecho asistió personal de Comando Radioeléctrico, de la Comisaría 1ª y del Gabinete Técnico Criminalístico, inmediatamente constatado el hecho el Ministerio Público de la Acusación comisionó la Policía de Investigaciones para que realizara las pesquisas correspondientes. Se trabajaba sobre la hipótesis de una “batida”.

 

 

 

 

 

 

 

 

Comentarios:

Lo más leído

1 Detienen a un docente de la escuela San Pablo por la amenaza de bomba 2 Finaliza la reconstrucción del puente Romanello 3 Detenido por pedido de captura 4 Allanamientos por drogas en el Boxing y en barrio Stella Maris   5 Acosaba a una mujer en la vía pública y fue detenido