Empleados del Rivadavia reclaman el pago de sueldo y aguinaldo

Trabajadores del Sanatorio Rivadavia reclaman con medidas de fuerza el pago de la mitad del sueldo de julio y la mitad del aguinaldo. Directivos de la UOM estimaron que la semana entrante podrán pagar la deuda que se generó tras un embargo en la cuenta donde está el dinero para el pago de haberes. La situación se da en un contexto de crisis económica del efector de salud que se ve agravada en este último tiempo.

Un grupo de trabajadores se manifestó en la puerta del Sanatorio durante la mañana del martes.

Por:  Lic. Ariela Georgiadis Freytes

La delicada crisis económica por la que atraviesa el Centro Médico Rivadavia hizo eclosión esta semana con la manifestación de sus empleados por la falta de pago del 40 por ciento del sueldo de julio y el 50 por ciento del pago del aguinaldo. Los directivos de la UOM  estimaron que podrán saldar esa deuda la semana entrante. La demora en el pago fue como consecuencia de un triple embargo que sufrieron las cuentas del sanatorio, por deudas que la institución mantiene de años anteriores.

La dirección del Sanatorio contaba con el dinero para pagar los sueldos del mes pasado y el resto del aguinaldo que se adeudaba, el cual fue retenido a partir de tres embargos en las cuentas bancarias.

“Estos embargos caen por el asesoramiento legal que tenían los directivos de la comisión anterior a la nuestra, por el cual no apelaron a estos pedidos de embargo, por deudas y por mala praxis. Son embargos que pueden llegar, pero que se apelan hasta llegar a acuerdos de pagos. En este caso como no se hizo nada de eso, cayó el embargo sobre la cuenta que teníamos destinada para pagar los sueldos y aguinaldos”, informó a Diario El Sur Manuel Casas, secretario adjunto de la seccional Villa Constitución de la UOM.

Rápidamente los directivos de la UOM local lograron reunirse con uno de los demandantes y pudieron llegar a un acuerdo para pagar esa demanda en cuotas y destrabar el embargo de la cuenta.

“La semana que viene estaríamos en condiciones de destrabar el embargo y poder pagar a los empleados. No tenemos una fecha fija aún, porque vamos a depender del tiempo que le tome al Banco destrabar la cuenta”, explicó Casas.

 

Medidas de fuerza

Durante esta negociaciones, los trabajadores del Centro Médico Rivadavia organizaron una sentada, el martes pasado, a partir de las 10 de la mañana hasta el mediodía donde empleados administrativos, enfermeros y de las diferentes áreas del sanatorio se manifestaron dentro y fuera del edificio luego de una asamblea que se realizó en el patio del edificio. Tras la reunión de los trabajadores, delegados del grupo se reunieron con los directivos de la entidad para lograr la solución del conflicto con el pago del salario adeudado.

 

“El trabajador necesita cobrar”

Alicia Acosta, delegada gremial de ATSA (Asociación de los Trabajadores de la Sanidad Argentina) empleada del Centro Médico Rivadavia informó a Diario El Sur, que los trabajadores comenzaron el martes con una medida de fuerza de dos horas de restricción de tareas por la falta de pago del 40 por ciento del sueldo de julio y la mitad del aguinaldo; además de deudas con profesionales que datan de octubre del año pasado. Según Acosta le deben entre 10 mil y 15 mil pesos por trabajador.

La vocera del grupo destacó que hasta ese momento siempre se contó con la colaboración de todos los trabajadores para sacar adelante el Sanatorio, “pero es la necesidad de todos los compañeros de tener su sueldo”.

Si bien los directivos del Sanatorio les informan los motivos por los cuales se vieron  impedidos de pagar, la delegada expresó: “ellos no nos pudieron decir cuando nos van a pagar y la necesidad del trabajador es obvia y nos dicen que realmente no tienen plata y que hay que esperar otra semana más y que la semana que viene, posiblemente consigan el dinero, para terminar de pagar sueldos, pero no aseguran nada”.

En este contexto, el miércoles continuaron con una medida de fuerza de 13 a 15, sólo con atención de las guardias mínimas

 

Incertidumbre y malestar

Si bien el pago de los sueldos a los empleados del sanatorio se fueron pagando generalmente a término, la crisis económica lleva años y con ello un constante malestar de los trabajadores a quienes se les fueron sumando porcentajes de deudas algunos desde el año pasado; y recientemente con la falta de pago de la mitad del sueldo de julio y del aguinaldo.

Este último retraso en el pago del sueldo, si bien estaba dentro de los días hábiles de pago; la delicada situación económica de la institución desató la protesta de los trabajadores que temen por la continuidad de sus puestos de trabajo, sumado al apremio económico que genera la demora del cobro del  sueldo en un asalariado.

“Nosotros queremos mantener nuestras fuentes de trabajo, queremos que todos los pacientes se atiendan, porque sabemos que éste es el único lugar que se atiende la salud privada de Villa, pero también queremos cobrar nuestros sueldos”, dijo con preocupación y sinceridad Acosta.

 

Reclamo legítimo

“Es genuino y legítimo el reclamo de los compañeros porque yo también vengo de una extracción gremial y si a mí no me pagaran, reaccionaría de una manera parecida a la que tienen. Nosotros entendemos la situación, que hay un enojo y hay incertidumbre. Por eso nosotros bajamos a participar de la asamblea donde les explicamos que hay una situación del Sanatorio Rivadavia que es de arrastre, que surgió hace muchos años”, dijo Manuel Casas.

 

Traslado del Sanatorio

Como salida a esta crisis del sanatorio, la actual comisión directiva de la UOM decidió concretar el traspaso del sanatorio, al Centro Asistencia “6 de diciembre”. “Eso lo vamos a hacer de la manera más prolija, evaluando los empleados jubilables y haciendo un trabajo en forma prolija; y en esto  nos pusimos a trabajar”.

“Es genuina la preocupación de la gente, pero queremos llevarles tranquilidad y decirles que sabemos hacia dónde vamos, sabemos lo que queremos”, afirmó.

Por su parte recordó Casas que es sólo la UOM es quien la le hace frente a esta crisis, siendo que el sanatorio atiende a toda la salud privada de la región; y que esperan la semana entrante poder concretar la reunión con el Ministro de Salud de la Provincia que se acordó con el intendente Berti días atrás.

El secretario adjunto desmintió que haya interesados en comprar el sanatorio; si bien habría habido algunas conversaciones; cuando el posible inversor toma conocimiento del estado edilicio y financiero del lugar, desestima la posibilidad de compra.

 

 

 

 

 

 

Comentarios:

Lo más leído

1 Lo mató a puñaladas y lo tiró en la vereda 2 Primeras multas por exceso de velocidad en los ingresos a Villa 3 Harto de robos y amenazas un hombre baleó a un joven 4 Sauretti imputado de homicidio calificado con ensañamiento 5 Denuncian agresión a un alumno